Las distenciones de veintiún días se llaman desgarro


El delantero colombiano de Rosario Central, Teófilo Gutiérrez, sufrió una distensión en el bíceps femoral derecho, según determinó un estudio de diagnóstico por imágenes al que fue sometido ayer y otros dos efectuados por los médicos del seleccionado colombiano. Está en duda para visitar el domingo a Vélez Sarsfield, por la segunda fecha del torneo de primera división. De no hacerlo, confirmaría que su lesión fue un desgarro.

Teo regresó este lunes de Colombia, donde fue desafectado del plantel de la selección por el director técnico argentino José Pekerman y llegó a Rosario, donde comenzó a ser tratado por el cuerpo médico auriazul.

Habiéndose lesionado en el partido que Central disputó como local ante Defensa y Justicia el 27 de agosto en el Gigante de Arroyito, por la primera fecha del torneo, y habiendo transcurrido ya desde entonces once días, y el domingo, cuando enfrente al Fortín dieciséis, de no jugar, habrán pasado largamente los 21 días que suponen los desgarros para su cura definitiva. Sin embargo, en el último tiempo, en los planteles profesionales de fútbol se estila disfrazar los desgarros por "distenciones" o "pequeñas rupturas microfibrilares".  

Entrada más reciente Entrada antigua
.: Otro camino a la información :.

banner diputados

Nissan-Senta