La ANMAT aprobó medicamento inyectable contra la obesidad


La Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (Anmat) autorizó el uso de un medicamento inyectable para bajar de peso. La liraglutida se utiliza para el tratamiento de la obesidad y el sobrepeso, asociado a comorbilidades. Su precio rondaría los siete mil pesos mensuales.

El medicamento se administra diariamente en forma inyectable mediante una lapicera prellenada y demostró ser muy útil para contribuir a la pérdida de peso en adultos y mejorar el estado metabólico del paciente, al indicarse junto a una dieta sana reducida en calorías y actividad física.

Según los datos disponibles, no se asocia a efectos secundarios graves, una de las principales preocupaciones de los especialistas que, en los últimos años, han asistido a la retirada de promesas antiobesidad como el rimonabant o la sibutramina, suspendidos cuando se demostró que sus riesgos eran superiores a sus beneficios.

En realidad, liraglutida es un viejo conocido de los endocrinólogos, ya que se emplea desde hace años en el tratamiento de la diabetes tipo 2. El fármaco, desarrollado por el laboratorio Novo-Nordisk, es un análogo del GLP-1, una hormona que el organismo libera después de comer. Actúa sobre los receptores del cerebro que controlan el apetito y la saciedad.

El medicamento está indicado a personas mayores de 18 años con un índice de masa corporal (IMC, coeficiente que surge de dividir el peso sobre la altura al cuadrado) igual o superior a 30 (obesidad) o mayor a 27 (sobrepeso), que además presenten algún factor de riesgo adicional, como hipertensión o diabetes.

Entrada más reciente Entrada antigua
.: Otro camino a la información :.

diputados

Ojo SF