“Vemos la confirmación de un modelo que destruye el trabajo y las pymes”, señalaron industriales


Los últimos datos difundidos por el Instituto de Estadísticas y Censos (INDEC), dieron cuenta de una brutal caída en la actividad económica e industrial y confirmaron una enorme pérdida de poder adquisitivo del salario. Según se conoció esta semana, la actividad industrial registró en noviembre una baja del 13,3% en relación a igual período del año pasado. Es el mayor retroceso del año. Eduardo Fernández, de APYME manifestó la profunda preocupación del sector.

Además, la construcción bajó, también en noviembre en términos desestacionalizados 10,5%, pero con estacionalidad, el 15,9%. En tanto, el patentamiento de autos cerró 2018 -el peor año en la era Macri- con una caída del 10,9%, y los asalariados perdieron casi un 20%, en promedio, contra la inflación.

Esta foto, que pinta de cuerpo entero la política económica del gobierno macrista, pone en jaque el futuro de los argentinos y confirma una reprimarización de la economía, que va contra los intereses de trabajadores y PyMEs.

En ese sentido, el presidente de la Asamblea de Pequeños y Medianos Empresarios (APYME), explicó a este medio que “los últimos datos del INDEC, que muestran una caída de la actividad industrial del orden del 3,8% interanual, es solo una parte de lo que viene sucediendo en el sector donde hay actividades que han disminuido mas del 50% interanual, entre ellas las industrias manufactureras, que son las que mayor trabajo dan; pero también la metalmecánica, la automotriz y la textil”.

Según analizó Fernández, “esto es el reflejo de las medidas y un modelo económico que ha privilegiado y lo seguirá haciendo, la especulación financiera, la apertura de importaciones y la restricción del mercado interno a partir de fijar techo a los salarios mediante las paritarias y otras medidas restrictivas como el aumento de tarifas, que continuará en alza este año”.

Por todo esto, el dirigente empresario remarcó que las actividades que se hacen desde las cámaras pymes “tienen que avanzar en el sentido de una defensa integral del trabajo y la producción”.

“Esto queda en evidencia a partir de las medidas de fuerza convocadas por diversos sindicatos y fuerzas sociales para frenar los nuevos tarifazos que se han anunciado y se concentraron en un corto plazo de tiempo y con un claro cálculo electoral que no contempla el costo para la producción, el trabajo de los argentinos, la disminución de sus ingresos, y fundamentalmente en la dependencia de variables internacionales como la guerra económica entre la Comunidad Económica Europea, China y Estados Unidos, que nos deja totalmente desprotegidos”, consideró.

Sin embargo, lo más grave que observan desde APYME es que se sigue hablando de una reactivación a partir del sector agropecuario, es decir de una reprimarización de la economía.

 “Para los pequeños y medianos empresarios y para los industriales, el inicio de año es la confirmación de un modelo que va a seguir profundizando las desigualdades y la destrucción del trabajo y las pymes”, concluyó.

Entrada más reciente Entrada antigua
.: Otro camino a la información :.

diputados

Ojo SF