Macri inaugurará 944 obras en campaña electoral


Según un relevamiento que realizaron entre los Ministerios de Interior y de Transporte, desde febrero hasta julio, que es cuando habrá veda electoral para mostrar obras de gobierno en campaña, Macri tiene previsto dar apertura a casi mil obras obras que empezaron a ejecutarse en el 2016, 2017 y 2018. De esta totalidad, unas 93 obras corresponden al Ministerio de Guillermo Dietrich, mientras que las 851 restantes son dirigidas por la cartera que dirige Rogelio Frigerio.

No están contabilizadas allí las obras que quedan pendientes de inauguración tanto en la Secretaría de Energía como en el Ministerio de Educación.

De esta forma, el presidente intenta demostrar que, a pesar de la recesión económica, su gestión sigue trabajando: inaugurarán al menos 944 obras públicas nacionales en todo el país. Se estima que hasta julio habrá un promedio de cinco aperturas de construcciones por día.

Por ello es que en Jefatura de Gabinete quieren organizar la linea de trabajo para evitar que haya publicidad de edificación en medio de la carrera proselitista, considerando que esto está prohibido por la ley. Sucede que esta vedado que se realice propaganda acciones presidenciales, y mucho más si el candidato va por una reelección.

"La intención de Macri es mostrar un gobierno gestionando a pesar de la crisis y cumpliendo en tiempo y forma con las metas establecidas en finalización de obras", expresó un funcionario de la Casa Rosada que en estos días está abocado al armado de una "campaña de corte de cintas", como le llaman en Cambiemos. Toda esta intención ya se empieza a ver reflejada en las inauguraciones que se vienen realizando.

Por ejemplo, el viernes al mediodía el presidente, la gobernadora María Eugenia Vidal, y el jefe de gobierno Horacio Rodríguez Larreta inauguraron en Dock Sud una obra de AYSA. La mega construcción trata de un túnel de desagote cloacal cuya longitud total es de 40 kilómetros, y está sustentada por el Banco Mundial. Tiene un costo de 1.200 millones de dólares y beneficiará a unas 4.3 millones de personas. En ese acto el jefe de estado se jactó de haber inaugurado 1.800 obras en lo que va de su mandato y que "en ninguna de ellas hubo un cuaderno".

La referencia es directa: quiere diferenciarse de la corrupción que acompañó a la obra pública del gobierno kirchnerista, y que hoy investiga la justicia en el caso de los cuadernos. En diálogo con Infobae, uno de los armadores de este esquema de estrategia electoral indicó que "se tratará de dar prioridad a Macri en el caso de obras de gran envergadura nacional, y a los intendentes o candidatos a gobernador en aquellas provincias donde haya que apuntalar a Cambiemos".

FUENTE EI

Entrada más reciente Entrada antigua
.: Otro camino a la información :.

diputados

Ojo SF