Javkin debe afrontar en los próximos días cuantiosa deuda heredada de la gestión anterior

El municipio rosarino debería afrontar en los próximos días una deuda millonaria originada durante las gestiones anteriores y que el ex Gobernador Miguel Lifschitz acordó, justo antes de dejar su cargo, con Mónica Fein, que pase para julio de 2020. Se trata de unos 930 millones de pesos, que debían ser abonados al gobierno provincial en el año 2019. 

Esta deuda cae en medio de la pandemia y teniendo en cuenta que el Municipio tuvo que redireccionar fondos a otras áreas, lo cual no estaba previsto cuando Javkin asumió la intendencia. La actual gestión debería hacerse cargo de un enorme endeudamiento generado por otros, que en su momento no quisieron pagar y se la dejaron al que venía. 

Los fondos adeudados fueron originados por adelantos de fondos coparticipables, y tienen como fecha límite para comenzar su devolución el próximo 31 de julio. 

Ese día, la Municipalidad debería hacer efectivo el pago de la primera de 12 cuotas de 180 millones de pesos cada una. El ejecutivo local evalúa discutir con la Provincia nuevos planes para poder afrontar lo adeudado y ambas partes tendrían buena predisposición para que se llegue a un buen acuerdo que permita al Municipio rosarino poder respirar un poco en el medio de las contingencias surgidas debido al avance del Covid.


Entrada más reciente Entrada antigua
.: Otro camino a la información :.

diputados