magicScript

menu

banner isva

inicio_main

El Instituto Gamaleya confirmó que es posible diferir la segunda dosis de la Sputnik V

 


El Instituto Gamaleya confirmó hoy que es posible ampliar a tres meses el intervalo de aplicación entre la primera y la segunda dosis de la Sputnik V. Los creadores de la vacuna rusa contra el coronavirus indicaron que la extensión de ese plazo puede incluso potenciar y prolongar la inmunización. 

En una primera instancia, el Instituto Gamaleya había recomendado aplicar la segunda dosis de la Sputnik V a los 21 días de recibida la primera. Argentina, como otros países, había decidido extender ese período en función estudios que indicaban lo que confirman ahora los desarrolladores de la vacuna y ante la necesidad de inmunizar a más personas para frenar los contagios. 

“La extensión del intervalo no afectará a la vacuna, en algunos casos, la potenciará y prolongará”, añadió el titular del Instituto Gamaleya, Alexander Gintsburg, científico a través de un comunicado oficial. 

La evidencia en la que los especialistas trabajaron para emitir esta recomendación fueron las “campañas de vacunación masivas en Rusia y muchos otros países” y la “experiencia en el uso de vacunas con la misma plataforma de adenovirus”, destaca el informe difundido por el Instituto Gamaleya.

“Dada la demanda excepcionalmente alta de la vacuna entre la población, esta decisión aceleraría significativamente la inmunización”, enfatizaron los desarrolladores de la Sputnik V. 

Sin embargo, aclararon que cada regulador nacional deberá decidir si extiende el intervalo de aplicación. 

Los desarrolladores de la vacuna aseguraron que también apoyan las declaraciones recomendaciones emitidas por “respetados reguladores de la salud, como la ANMAT”, sobre la ampliación del intervalo entre inyecciones.

El Instituto Gamaleya confirmó este lunes que es posible ampliar a tres meses el intervalo de aplicación entre la primera y la segunda dosis de la Sputnik V. 

Los creadores de la vacuna rusa contra el coronavirus indicaron que la extensión de ese plazo puede incluso potenciar y prolongar la inmunización. 

En una primera instancia, el Instituto Gamaleya había recomendado aplicar la segunda dosis de la Sputnik V a los 21 días de recibida la primera. Argentina, como otros países, había decidido extender ese período en función estudios que indicaban lo que confirman ahora los desarrolladores de la vacuna y ante la necesidad de inmunizar a más personas para frenar los contagios.

“La extensión del intervalo no afectará a la vacuna, en algunos casos, la potenciará y prolongará”, añadió el titular del Instituto Gamaleya, Alexander Gintsburg, científico a través de un comunicado oficial. 

La evidencia en la que los especialistas trabajaron para emitir esta recomendación fueron las “campañas de vacunación masivas en Rusia y muchos otros países” y la “experiencia en el uso de vacunas con la misma plataforma de adenovirus”, destaca el informe difundido por el Instituto Gamaleya. 

“Dada la demanda excepcionalmente alta de la vacuna entre la población, esta decisión aceleraría significativamente la inmunización”, enfatizaron los desarrolladores de la Sputnik V. 

Sin embargo, aclararon que cada regulador nacional deberá decidir si extiende el intervalo de aplicación. Los desarrolladores de la vacuna aseguraron que también apoyan las declaraciones recomendaciones emitidas por “respetados reguladores de la salud, como la ANMAT”, sobre la ampliación del intervalo entre inyecciones.


Entrada más reciente Entrada antigua
.: Otro camino a la información :.

provincia

inicio_recent