magicScript

banner isva

main

El Gobierno buscará aval parlamentario para sellar nuevo acuerdo con el FMI

El Gobierno enviará el proyecto de acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI) al Congreso a la espera de su aprobación. En el acuerdo, el Ejecutivo tiene como objetivo la refinanciación de la deuda de 44.000 millones de dólares que heredó de la gestión de Mauricio Maci y casi totalidad del pago vence en los próximos dos años.
El ministro de Economía de la Nación, Martín Guzmán, aseguró que una de las metas es bajar el costo de financiamiento argentino a "través de la gestión de las variables macroeconómicas". 

Tanto Guzmán como el representante de la Argentina ante el FMI, Sergio Chodos, remarcaron que el nuevo acuerdo consistira en que la Argentina pida primero la autorización del Congreso para avanzar en el nuevo programa, "elevando la discusión a la sociedad", agregó el titular de Hacienda. 

Asimismo, Chodos expresó que el proyecto es algo "inédito, en el sentido de que lo que se negocie con el FMI va a pasar por el Congreso nacional, por primera vez en la historia, lo que garantiza un amplio debate, como lo establece la Constitución". 

En relación a la negociación con el Fondo, Argentina solicitará un programa que solo haga hincapié en el refinanciamiento de la deuda actual de 44.000 millones de dólares, sin desembolsos netos positivos. Guzmán manifestó: "Todas las modalidades están sobre la mesa" de negociación. 

El ministro de Economía subrayó que el programa del FMI de Argentina para 2018 "profundizó la recesión. Estamos avanzando hacia un tipo diferente de programa". 

Por tal motivo, otro de los objetivos planteados por parte del Gobierno es que se revise lo que se hizo mal con el programa anterior antes de lograr un acuerdo en la implementación de las políticas macroeconómicas. 

En ese sentido, Chodos y Guzmán señalaron que para que no ocurran los "defectuosos presupuestos del Programa de 2018", es "esencial que se realice una evaluación precisa de los desafíos de Argentina, y esperemos intercambiar opiniones con su staff sobre estas cuestiones".

El representante de Argentina ante el FMI precisó que "el Fondo tiene un mecanismo de análisis posprogramas y hay que ver si tenemos el mismo diagnóstico sobre lo que falló, eso va a influir en la discusión que tengamos" y añadió que "la Argentina apuntará al menor nivel de condicionalidades posible". 

Por último, Chodos concluyó que "el FMI no es una institución de desarrollo, ni financia infraestructuras, ni la generación de empleos, pero entiende los efectos globales de la pandemia y reconoce ahora que son útiles los controles de capitales, a diferencia de antes" y agregó que "tiene conciencia de que se enfrenta una crisis que no tiene precedentes, la mayor de su historia".


Entrada más reciente Entrada antigua
.: Otro camino a la información :.

diputados