magicScript

menu

banner isva

inicio_main

El Central de Tevez jugó mal y cayó ante el Lobo en el Gigante

 


Gimnasia y Esgrima de La Plata venció a Rosario Central por 1 a 0 en el Gigante de Arroyito en un partido correspondiente a la quinta fecha de la Liga Profesional de Fútbol. Sosa, a poco del final amargó el debut de Carlos Tevez en el elenco auriazul. El conjunto de "Pipo" Gorosito se subió momentáneamente a la punta superando a Newell's por un punto.   

El primer tiempo del partido fue disputado, pero los arqueros tuvieron una etapa demasiado tranquila. Cuesta contabilizar jugadas de riesgo, el Central de Tevez puso algo más de entusiasmo, pero ninguna idea en cancha. Carece de futbolistas que puedan cambiar el ritmo y la subida de Blanco sigue siendo su única arma ofensiva. Antes estaba un tal Ruben, que anticipaba cada centro, o estaba cerca de ello, su ausencia es indisimulable. Gamba no gana un duelo personal, no asiste ni tiene opciones propias.

En la mitad de la cancha estuvo la mayor diferencia del equipo del ex Boca. Montoya y Tanlongo jugaron de doble cinco, el chico aportando entrega y sacrificio y el Chaco experiencia y tenencia prolija, le vino bien dejar la banda, su despliegue es menor y puede hacer lo mejor en este momento puede dar distribuir con criterio. Benítez no tiene la velocidad para sacarse un hombre de encima, más allá de su buen pie e Infantino apareció a cuentagotas, perdido por derecha, y casi no tomó parte del juego. 

No descubrimos nada si decimos que Gimnasia descansa en los pies de Alemán, cada vez que la pelota pasa por él tiene buen destino, le costó mucho a Central quitársela de los pies, y cada intervención se notó, pero no estuvo bien acompañado por sus compañeros. Un pase magistral del 10 dejó en soledad a un compañero, que definió pero estaba en claro offside. La defensa del Canalla no se complicó, y logró que Servio no tuviera intervenciones en la primera etapa.   

Central era más de lo mismo en la segunda etapa, por eso temprano Tevez mandó a la cancha a Buonanotte y Covea, dos enganches que se suponía podrían aportarle fútbol, pero ninguno de los dos se hizo cargo de armar juego. Gimnasia siguió siendo prolijo y ordenado, esperaba agazapado, y esperaba que su estrella pudiera hacer lo que finalmente hizo, asistir a un compañero y dejarlo solo. 

Alemán puso un pase preciso, por detrás de Almada, Sosa la paró y definió de derecha cruzado al palo derecho de Servio. Restaban más de 10' minutos y nada pudo hacer Central para revertir el resultado, ni siquiera pateó al arco. Insistió con algún centro de Blanco, recurso repetido y único. Gimnasia se llevó un triunfo por el que no hizo demasiado, pero tiene un jugador distinto, que marcó diferencias. 

Si el flamante entrenador auriazul necesitaba comprobar in situ que el plantel que tiene es escaso, falto de jerarquía y no tiene figuras ni referentes, la de esta noche fue una lección acelerada. Ahora se irá una semana al predio de Ezeiza, para ver si levanta vuelo. Recurso repetido, Somoza ya lo hizo, hoy Central no fue superado físicamente, nunca encontró los caminos para molestar siquiera a Rodrigo Rey. 

El equipo auriazul involuciona con el correr de los partidos, el Central del Kily era infinitamente superior a éste, tenía claro a Ruben y Vecchio en cancha, a Ojeda batallando en la mitad de la cancha y Ávila ordenando la defensa. Sin refuerzos, el ciclo de Tevez en Arroyito será demasiado breve. Sin cuatro o cinco titulares que vengan a cambiarle la cara al equipo es imposible revertir este pobre presente y si necesitaba darse cuenta en cancha, la de esta noche fue una demostración inexpugnable.   




Entrada más reciente Entrada antigua
.: Otro camino a la información :.

provincia

inicio_recent