magicScript

menu

banner isva

inicio_main

La UIA quiere que el el Gobierno derogue la doble indemnización por despido

 


El nuevo presidente de la Unión Industrial Argentina (UIA), Daniel Funes de Rioja, asumió hoy formalmente la conducción de la entidad fabril y anticipó la defensa de un modelo federal y productivista, e insistió en la necesidad de que el Gobierno dé de baja la prohibición de los despidos y la doble indemnización, a la vista del crecimiento que viene registrando el empleo en los últimos meses.

Funes de Rioja brindó esta noche una conferencia de prensa virtual luego de la reunión del Consejo General Ordinario de la UIA, en el que se aprobó por consenso la lista de unidad que lo llevó a la presidencia, acompañado por Miguel Ángel Rodríguez, como secretario General, en representación de las pymes industriales y las entidades regionales.

"Venimos por una continuación de un modelo federal, productivista, pro iniciativa privada, con crecimiento, inversión y empleo, luego de los avatares de la economía nacional de las últimas décadas", dijo el flamante titular de la UIA en la apertura de la charla con la prensa.

En esa línea de gestión que llevarán adelante las nuevas autoridades de la industria, el también presidente de la Copal afirmó que la UIA pretende "una Argentina que propugne el desarrollo pyme, las exportaciones con valor agregado, y ser una institución con propuestas y no de mera protesta, con la integración de jóvenes y género en el accionar fabril". 

Tras señalar que esas líneas conceptuales se verán reflejadas en las próximas semanas en un conjunto de propuestas que darán forma a "un proyecto industrial, federal, sustentable, integrado e inclusivo" y que elevarán a los poderes Ejecutivo y Legislativo. 

Sobre la relación que su gestión encarará con el Gobierno nacional, Funes de Rioja aseguró que "la pluralidad y la diversidad son circunstancias naturales" y que la entidad defenderá "el diálogo como mecanismo hacia la credibilidad, la confianza y la concertación".

"No significa que todos piensen igual sino que desde visiones distintas se puede construir un modelo compatible", afirmó el titular de la UIA quien junto al resto de los integrantes del Consejo Directivo ya solicitó una audiencia con el presidente Alberto Fernández. 

Entre los puntos de divergencia con el Gobierno, Funes de Rioja insistió en distintas oportunidades de la conferencia en su desacuerdo con lo que denominó el "triple cepo laboral", en referencia a las prohibiciones de despidos, suspensiones y doble indemnización implementadas para sostener el empleo en medio de la pandemia. 

"Desde septiembre tenemos un dato positivo en términos de empleo austero, modesto, pero que se genera empleo en vez de destruirse", detalló al asegurar que "cuando se generan obstáculos de esta naturaleza a la posibilidad de contratar y despedir se dificulta la entrada de nuevos trabajadores". 

El tema que ya fue planteado al Gobierno en distintas reuniones bajo la presidencia del saliente Miguel Acevedo, significa para su sucesor "una defensa del empleo en blanco, registrado y socialmente protegido y queremos productividad desde el punto de vista laboral", dijo al plantear "revisarlo porque fueron medidas de emergencia que tienen que durar lo razonablemente posible". 

De la misma manera adelantó que la representación industrial va a "analizar los problemas y plantearlos a quien corresponda" sobre "una agenda que la UIA tiene en el tema fiscal, laboral, de un proceso de recuperación industrial, para lo cual es clave que tenga inversión con medidas pro inversión, menor presión tributaria, y menor competencia del sector informal". 

Entre otras de sus definiciones, el nuevo titular de la UIA dijo que el proceso inflacionario "ha preocupado, preocupa y seguirá preocupando" a los miembros de la entidad, un problema para el cual "la Argentina tiene que buscar el equilibrio macroeconómico, algo que en proceso de esta crisis tiene limitaciones".

Al referirse sobre cómo el sector productivo está atravesando la pandemia, el directivo abordó la necesidad de incluir en "la calificación de riesgo" la vacunación de los trabajadores industriales. 

"Creemos prioritario para el funcionamiento de la industria tener acceso a la vacuna -afirmó-. Queremos llegar a los sectores de la población fabril con la vacuna no solo pensando en este año, sino para 2022, porque todo indica que el primer semestre de año próximo va a tener algún coletazo posible del Covid". 

Tras anunciar que mañana junto a Rodríguez y los nuevos vicepresidentes de la UIA se reunirán con el presidente del Banco Central, Miguel Angel Pesce, Funes de Rioja eludió responder sobre su visión de la actual política cambiaria. 

Desde el Banco Central, fuentes de la entidad señalaron a Télam que "no está confirmada ninguna reunión con la nueva conducción de la UIA". 

"Está previsto reuniones operativas con bancos y grandes exportadores en el marco de la comunicación anunciada la semana pasada para impulsar las exportaciones", agregaron las mismas fuentes. 

Por último, en otro tramo de la rueda de prensa, Funes de Rioja desestimó que haya existido un veto a algún dirigente industrial como planteó el ex presidente de la UIA José Ignacio de Mendiguren. 

El flamante presidente de la entidad fabril recordó que el titular del BICE -en referencia a Mendiguren- es "miembro de la Junta Directiva como ocurrió en los últimos 6 años" y que en la actualidad "no existe veto de naturaleza alguna, sino una elección de los miembros de comité por dimensión de empresas, regiones, sectores y con un representante de los jóvenes".


Entrada más reciente Entrada antigua
.: Otro camino a la información :.

provincia

inicio_recent